El Presidente: La sátira futbolística de un hombre equivocado en el momento justo.

Escrita y dirigida por Armando Bó; Y producida por Fábula, Gaumont y Kapow para Amazon Prime Video, ‘El Presidente’ narra la historia del escándalo de corrupción más grande que azotó al fútbol mundial conocido como FIFA Gate. 

La serie revela cómo los directivos de fútbol corruptos en su mayoría, se aprovechan de la pasión de los fanáticos por el ‘deporte rey’ transformándola en un mafia de comercio mundial, en una serie dramática muy dinámica y divertida.

El trasfondo de la historia contiene una exhaustiva investigación periodística realizada por el guionista y director de cine argentino, Armando Bó Jr. (Birdman) quien nos presenta una verdad a medias, ya que aquí los hechos reales son solamente un telón de fondo con el que nos relatan lo que hay tras las bambalinas del negocio del fútbol, el cual es retratado en esta serie como una total y completa organización mafiosa.

La temática de la serie es muy buena. Sobre todo en el inicio que se nos presenta a quien nos contará una “bella” historia sobre un hombre mediocre que sueña con ser algo más que el presidente de un club de segunda división. La serie utiliza la técnica funcional del narrador, que en este caso es el tan afamado Julio Grondona; que para aquellos fanáticos del fútbol es el presidente más longevo de la AFA (Asociación de Fútbol Argentino) y quien en sus palabras construyó un imperio de corrupción en la Conmebol y el fútbol latinoamericano. Para nosotros él es quien nos pondrá en contexto, con sutil picardía y pimienta, cada hecho que él mismo nos relata.

Pero lo que realmente nos interesa es conocer la vida de Sergio Jadue, nuestro protagonista. Interpretado por Andrés Parra quien da vida a un hombre joven que de la noche a la mañana pasó de ser presidente de un club recién ascendido a la primera división del fútbol chileno, a ser presidente de la Federación Nacional de Fútbol de su país y vicepresidente de la Confederación Sudamericana de fútbol. El temido grupo de ‘mafiosos’ en el que se tomaban todas las decisiones, principalmente, las de los sobornos que enriquecen ilícitamente a sus miembros.

Esta serie, aparentemente de un popular mini éxito en la plataforma streaming (sobre todo en Latinoamérica) podría ser la historia de un hombre humilde que hizo todo lo necesario para hacerse a sí mismo y ayudó a combatir la corrupción del deporte que tanto lo apasiona. Pero el personaje de Jadue, en esta serie no es representado como héroe o antihéroe, ni tampoco el villano; él es simplemente “el protagonista”: un tipo mediocre y acomplejado que tan solo tuvo momentos de suerte en su vida. 

Imagen relacionada

Parte del primer tramo de la temporada, que es narrada en dos tiempos (presente y pasado) es innecesariamente confusa. Pero ojo, esta cuestión es salvada por un magnífico trabajo actoral. Andrés Parra ¿Un colombiano haciendo de chileno?, créanme que resulta a la perfección, ya que su desempeño ante la cámara es sublime (como todo lo que hace). En Paraguay a él lo conocemos más por sus trabajos en series de mafia o de temática narco. Pero si lo ven detenidamente no sólo es admirable cada interpretación suya sino que también llega al pico máximo de su capacidad actoral en cada escena. Parra consigue que Jadue nos caiga bien, que empaticemos con él, eso a pesar de ser incompetente, arribista, corrupto, mentiroso y un personaje torpe muy manipulable. 

Nuestras destacadas actrices Paulina Gaitán y Karla Souza, en cambio son dos perfectos personajes femeninos que bien podrían no haber existido en manos de otro equipo de guionistas, pero que en esta serie retratan un brillo único como las mujeres en la sombra detrás de ese hombre que es la figura pública. Sobre todo Paulina, quien interpreta a la esposa de Jadue con una brillantez sublime y su común unión en cada escena con Parra la convierten en mi personaje femenino favorito. 

La serie también posee además un condimento muy nacional. En este caso cuando hablamos del sountrack, no puedo obviar lo grandioso que suenan las canciones de Luis Alberto del Paraná en las transiciones de escenas y en paneo de la sede de la Conmebol en Luque. Prácticamente tiene más particularidades paraguayas que propias chilenas, siendo el protagonista un chileno. Sobre todo teniendo en cuenta que la mayor parte de las escenas se realizan en nuestro país, específicamente en Luque. Eso sí, la ilusión de retratar con exactitud la ciudad futbolera, queda solo ahí en ilusión; ya que no son bien acertados los funcionarios del aeropuerto Luqueño, ni los taxis y mucho menos el barrio en Luque donde vive el personaje de la Agente Harris (Karla Souza). 

Si logras pasar por alto algunos pequeños agujeros narrativos, en la segunda mitad de la serie encontrás una breve recompensa y un cierre con broche de oro digno en el episodio final. Que para mi gusto funciona muy bien como un ejercicio meta y autoconsciente en el que se da el factor sorpresa. 

La serie del Presidente, siempre mantiene el ritmo y es muy divertida; sobre todo en esa comedia regionalista chilena. Este drama futbolero se transforma en una buena oportunidad de acercarnos más a la ficción latinoamericana, ya que al día de hoy existen más producciones regionales en las plataformas streaming qué propias norteamericanas. 

Para contar una historia de mafia, fútbol e investigación del FBI, el equipo de guionistas de esta serie tomó dos decisiones muy arriesgadas, que sí, pudieron haber destruido la serie, pero que en este caso salieron muy bien. El tono satírico elegido para contar esta historia, en lugar del drama serio de corrupción, y la otra, usar como narrador a una persona que nos habla desde su tumba hacen del Presidente una genialidad, que si sos amante del fútbol la vas a disfrutar mucho.

Contact Us

We're not around right now. But you can send us an email and we'll get back to you, asap.

Not readable? Change text. captcha txt

Start typing and press Enter to search

A %d blogueros les gusta esto: