Inútil Combate: Entre el instinto y la moral

La obra protagonizada por Silvio Rodas y Carmen Briano, bajo la dirección y el libreto de Luis Troche Santiviago, se despide este fin de semana en el Café del Teatro Municipal.

Inútil combate es una versión de la novela conocida como Alexis o el tratado del inútil combate de Marguerite Yourcenar de 1929. La misma trae a escena la dualidad entre los instintos y la moral, tomados desde la relación de una pareja, que aunque llevó años de matrimonio, nunca pudo comunicarse realmente.  

Una puesta para callar, concentrarse, fluir, analizar y hasta diría, tal vez, investigar para comprender un poco mas allá de la simple primera impresión que normalmente nos llevamos de una obra. Primeramente quisiéramos hablar sobre el texto original de donde se desprende esta versión, su origen proviene de una novela escrita por Marguerite Yourcenar publicada en 1929, la cual, tal cual como en la puesta, es una extensa confesión que desnuda todos los pensamientos y sentimientos de una vida, la de Alexis, tras varios años de Matrimonio, siendo su mujer una simple testigo.

Dicho esto, sale a relucir una importante decisión de dirección y adaptación de Luis Troche Santiviago, quien se toma la osadía de brindar una voz a Mónica, la esposa de Alexis, logrando que en esta puesta mucho mas que sólo escuchar; responda y reaccione ante las afirmaciones y los recuerdos que se van  desplegando, en una obra que tiene al texto como protagonista, lo que la convierte en un desafío interpretativo bastante grande, que solo puede ser sostenido por dos actores de la talla de Rodas y Briano.

En un espacio íntimo, destaca la escenografía de pocos elementos que funcionan muy bien gracias a la cohesión de texturas, materiales y colores que combinan con el lugar que los  refugia, el hermoso café del teatro con sus propias particularidades arquitectónicas que suman al cuadro escénico que gana dinamismo a través del trazo de la coreografía, el contacto con los objetos y el hermoso diseño de luces que coopera al desarrollo de la historia y evita la monotonía en la que podría resultar un texto tan extenso.

El torrente de palabras es manejado momento a momento por estos dos actores a detalle, cuidando cada matiz y cada intensión, acompañado con la intensidad de las miradas, especialmente en Carmen Briano, que es algo que la caracteriza completamente, y es que a través de sus ojos nos abre las puertas a una tristeza y dejadez sumamente presente en su personaje.

Pero sin dudas es Silvio Rodas quien nos hace zambullirnos en la historia, simplemente con su fuerte presencia y el inicio del primer relato, el incidente de su adolescencia, logra cautivarnos con lindos detalles y hasta incluso pequeños amaneramientos que podrían considerarse extraños o que llaman la atención, y que sólo se justifican tras el verdadero análisis de lo que esconde el personaje entre sus palabras, en el subtexto, y lo que este actor nos quiere revelar de forma implícita en sus movimientos.

La tristeza, la culpa, la pasión, la sensualidad y el cariño que emana esta pareja de actores te atrapa, mantiene atento y deleita con un buen trabajo y una fuerte conexión.

La obra brinda sus últimas funciones este Sábado a las 21 hs y Domingo 20 hs en el Café del Teatro Municipal de Asunción con entradas a 60.000 Gs en venta en Red UTS y en puerta a 85.000 Gs.

Contact Us

We're not around right now. But you can send us an email and we'll get back to you, asap.

Not readable? Change text. captcha txt

Start typing and press Enter to search

A %d blogueros les gusta esto: