Ted Bundy, durmiendo con el asesino: La mente vanidosa de un psicópata serial

La cinta dirigida por Joe Berlinger y escrita por Michael Werwie con Zac Efron y Lilly Collins en los papeles principales, narra la historia de Ted Bundy el asesino serial más famoso de los Estados Unidos.

La comunión y sincronía de Zac Efron con Lily Collins en la película Ted Bundy: Durmiendo con el asesino, logra un brillante trabajo en un film que intenta explorar el contexto que rodeaba al asesino más famoso, carismático y sanguinario de la historia.

El filme es relatado desde el punto de vista de su novia, Elizabeth Koepfer. Aquí es donde las cosas cambian para el espectador, a diferencia del documental “Conversaciones con asesinos: las cintas de Ted Bundy” que también es dirigida por Joe Berlinger, la película nos muestra como el amor hacia una persona puede cegarte completamente ante sus actos.

Tengo que decir que vi a un Ted Bundy totalmente diferente a la historia que me habían contado. Obviamente a raíz de que el director te lo muestra desde un punto más “romántico”, sí, algo que no está mal pero que no profundiza demasiado en el personaje de Bundy.

La película está ambientada en 1969, cuando Ted conoce a Elizabeth, para luego hacer un salto directo a Bundy, cuando este es encarcelado por un hecho de secuestro en 1974, iniciando así una seguidilla de juicios, escapes y un circo mediático.

La trama es interesante porque el caso es real, a pesar de que la película no tiene un horizonte definido, es decir que no decide si quiere ser una película centrada en las memorias de Koepfer como novia del asesino o del juicio conciso y hasta imparcial de Florida, o la del retrato más íntimo de un notorio asesino en serie. En este último punto quizás puedo considerar el material insuficiente. Si uno desea quitar de esta película un entendimiento más profundo de la mente retorcida de Bundy, sería mejor que viese algún documental sobre sus asesinatos realizados a lo largo de las décadas, puesto que lo que la película muestra es una mirada superficial del asesino.

Quiero destacar que la caracterización de Ted Bundy está extremadamente bien lograda gracias a que Zac Efron es perfectamente bueno a la hora de interpretar a un psicópata desquiciado y carismático. Desde hace tiempo, Efron, se ha plantado como un actor interesante para la pantalla grande, alguien capaz de interpretar a figuras carismáticas que llamen la atención del espectador tanto por su apariencia como por su comportamiento, esto es algo que le ha servido bien a lo largo de su carrera. Decir que realiza un muy buen papel como Ted Bundy es poco.

Por otro lado el trabajo de Lily Collins, es realmente admirable interpretando a Elizabeth Koepfer mostrándote en su construcción de personaje a alguien con una máscara de fragilidad que esconde una fortaleza ante toda la situación y más aún estando ella en el ojo de la tormenta. Es absolutamente brillante.

Debo reconocer que el único momento en que la película trasciende es en los minutos finales donde se cuenta realmente como sucedieron los hechos y el porqué del remordimiento que padece Elizabeth a lo largo del Filme, generando un momento genuino de tensión donde tanto Efron como Collins se superan.

Extremely Wicked Shockingly Evil and Vile o Ted Bundy: Durmiendo con el asesino” realmente no es una pérdida de tiempo en el cine, vale la pena ir a verla aunque sea exclusivamente por el elenco conformado también por  John Malkovich, Jim Parsons, Haley Joel Osment y Kaya Scodelario, o mismo por la calidad de despliegue actoral mostrada en esta cinta dirigida por Joe Berlinger.

Ted Bundy Durmiendo con el asesino continúa en cartelera en los mejores cines del país.

Contact Us

We're not around right now. But you can send us an email and we'll get back to you, asap.

Not readable? Change text. captcha txt

Start typing and press Enter to search

A %d blogueros les gusta esto: